OPINION - REPUBLICA DOMINICANA | ITO BISONO: ¿HACIA DONDE NOS LLEVO EL NUEVO CAMINO?

Editor Noticiero DC |

Es tan común su uso que en ocasiones es utilizada tanto por sectores oficialistas como opositores. En Iberoamerica, hemos visto muchos cambios, pero si se analizan, podemos concluir que estos han sido cambios de políticos y no de políticas. La Revolución Sandinista por ejemplo, termino con los comandantes mudándose a las mansiones de los caídos somocistas que tanto criticaban. En Guatemala, desde 1985, ningún partido ha retenido el poder. La patria del Quetzal post-dictaduras ha sido gobernada por 7 partidos y las practicas han sido similares.
No muy lejos de Centro América, en la isla La Hispaniola, la República Dominicana llego a entusiasmarse con el cambio. En 1996, un joven abogado de 42 años, clase media y carismático, tomo la bandera del "Nuevo Camino". Era el primer candidato presidencial de un partido relevante y que no pertenecía a la generación que vivió de cerca el trujillismo. Por coyunturas del momento, recibió el apoyo del entonces Presidente Joaquín Balaguer la principal figura de la generación del poder anterior a la suya, llegando así al gobierno derrotando en las urnas al principal líder opositor de los últimos 30 años. Fue una grata sorpresa para muchos. Alguien que tan solo dos años antes no era ponderado de ninguna manera cerca de la Presidencia, ahora tendría en sus manos la antorcha del poder.

Las expectativas eran muchas. Su plataforma se había basado principalmente en criticar la corrupción del sistema vigente y en promover la modernización así como el estrechar los vínculos internacionales del país. Con minorías en ambas Cámaras del Congreso, sus partidarios reiteraban que Fernández no lograba llevar a cabo muchas de estas promesas por el bloqueo de oposición que era mayoría congresional la cual sentía le habían robado el poder. Sale del gobierno el 16 de Agosto de 2000 entregándole la Banda Presidencial a Hipólito Mejía (No había reelección entonces) pero regresa en Agosto 2004 como el posible salvador y redentor del país que se encontraba en una profunda crisis económica fruto de la crisis bancaria del 2003. Ahora más popular que nunca, su partido en las elecciones congresuales y municipales del 2006 gana la mayoría congresual y ahora tendría todo el poder que no tuvo anteriormente. Poder ampliado en el 2010 cuando logra una súper mayoría, obteniendo todo menos una curul en el Senado, 31 de 32 senadores.
Su gobierno del 2004-2008 fue muy aplaudido por diversos sectores internacionales que llegaron a hablar del milagro dominicano. Uno de sus promotores era la revista británica The Economist. Pero luego de las elecciones de medio término de 2010, esta revista publica el articulo "Elecciones de Medio Término en República Dominicana, una barrida limpia." donde expresa preocupación de que con este poder indiscutible, Leonel Fernández pudiera caer en prácticas similares a las del Dictador Rafael Leonidas Trujillo quien también se llamaba a si mismo un modernizador.
En su discurso de juramentación del 2004 tuvo fuertes críticas al sistema imperante en la República Dominicana. Los principales puntos de ataque fueron el servicio exterior, el endeudamiento, la creciente empleomanía del Estado y el tráfico de influencias. Sin embargo, luego de 12 años en el poder, estos últimos 8 de manera consecutiva, el servicio exterior dominicano llego al punto de que ya el gobierno de Colombia no acredita más delegados diplomáticos dominicanos debido a la gran cantidad ya nombrados. La relación con Trinidad y Tobago por ejemplo, estos tienen un representante diplomático en el país de forma honoraria y el gobierno dominicano tiene 16 nombrados en la pequeña isla.
En los organismos multilaterales como las Naciones Unidas y la Organización de Estados Americanos ambas con sede en Estados Unidos, la República Dominicana es líder mundial en cuanto a personal nombrado. En la ONU hay 77, 63 en NY y 14 en Ginebra, superando a Rusia que tiene 60 en total. En la OEA, un organismo regional, el número se compara a la magnitud de la ONU con 44, incluyendo 4 con rango de embajadores y 17 Ministros Consejeros.
Entre 2004 y 2012, con su mayoría en el Congreso, la administración Fernández más que la duplicó la deuda externa llevándola de 9,000 millones de dólares a 23,000 millones. Hoy, el 42% del presupuesto se destina a pagar deuda y eso aun sin vencerse el plazo de gracia de Petrocaribe, nuestro mayor acreedor hoy día, plazo que vence este año. Y el presupuesto del año en curso registra un déficit récord de 5.5% de nuestro PIB. Heritage en su estudio 2011 sobre libertad Económica coloca a la República Dominicana en una puntuación de 89 de 179 para declarar una economía mayormente no libre.
La nómina pública de este país de 10 millones de habitantes es de 600 mil empleados, más que cuadruplica la de Honduras que con 9 millones de habitantes tiene 130 mil y sobrepasa incluso las de Canadá y Australia que con más de 20 millones de habitantes tienen 500 mil. Algunos ministerios cuentan con hasta 39 Vice Ministros, la mayoría sin funciones e incluso sin oficinas. 
Podemos darle o no, credibilidad a los Wikileaks, pero en estos vimos como se reportaban casos de pedidos de soborno, realizados por funcionarios directamente. Incluso el Embajador británico en el país denuncio el hostigamiento del que fueron víctimas inversionistas provenientes de Gran Bretaña.
Todo esto es muy similar a lo que se vivía en la década perdida de los 80. Entonces, ¿Acaso se trato de un nuevo camino pero hacia un mismo destino? 
Es preciso resaltar como señala la Socióloga Rosario Espinal, que si bien la partidocracia no ha colapsado como en otros países, se ha visto muy debilitada y Fernández en estos últimos 8 años ha jugado un rol de primera llevando esto a cabo. Fortaleciendo sectores disidentes a través de nombramientos en puestos gubernamentales incentiva la división y las pugnas que le beneficiaron de diversas maneras ya fuera sumándole votos a los proyectos electorales de Fernández o restándole a sus contrincantes. Ni siquiera su partido ha sido inmune a esto ya que en 8 años ha disminuido de 49 al 37% de los votos. 
George Orwell ya lo había escrito en 1945 en su "Rebelión en la Granja". El Granjero Mr. Jones tenia a la granja en un desastre, de eso no hay duda, la retórica de los cerdos Napoleón y Snowball era justificada. Pero una vez toman control de la granja, estos terminan idénticos a todo aquello que criticaban. Incluso llegando al punto de dormir en las camas de los humanos y pararse en dos patas. Disfrutando y abusando del poder que declaraban era de los animales.
Según el Foro Económico Mundial 2012 la Republica Dominicana esta en el lugar 142 de 142 países en el renglón de malgasto del presupuesto, en el 141 de 142 de favoritismos en decisiones gubernamentales y en el 140 de 142 en desviación de fondos públicos. Cuando se suma esto a las denuncias nacionales e internacionales de enriquecimiento de funcionarios, no es descabellado comparar la administración Fernández a la de Napoleón en la granja.