ESPAÑA | EL PARTIDO POPULAR PRESENTA ALTERNATIVAS AL PLAN DE AJUSTE DE GRIÑAN QUE EVITARIAN RECORTES SALARIALES A FUNCIONARIOS

Editor Noticiero DC |

El Grupo Popular registra una treintena de enmiendas al Plan de reequilibrio financiero de la Junta centradas en la austeridad, el adelgazamiento de la administración paralela y el ahorro en el gasto
Propone que se fije por ley un garantía de retribución mínima de 1.000 euros netos mensuales para los funcionarios andaluces y la eliminación de las tasas para procesos selectivos de la administración para los parados
Pide que se termine con las cesantías, la productividad y las ayudas a vivienda para los altos cargos políticos de la Junta

Los andaluces nos ahorraríamos el IVA de las encomiendas de gestión que la Junta encarga a la administración paralela
El PP critica que el PSOE e IU aprovechen este plan de cargarse el plan de calidad educativa y paralizar dos obras de infraestructuras que darían empleo a casi 7.000 andaluces
El portavoz de Función Pública del PP en el Parlamento de Andalucía, Rafael Ruiz Canto, ha presentado en rueda de prensa la treintena de enmiendas que el PP ha registrado en la Cámara Autonómica al proyecto de Ley de Medidas Fiscales, Administrativas, Laborales y en materia de Hacienda Pública para el reequilibrio económico-financiero de la Junta de Andalucía, procedente del Decreto Ley 1/2012 de 19 de junio. Se trata de un paquete de medidas "asumibles, coherentes y efectivas", centradas en la austeridad, el adelgazamiento de la macroadministración paralela y el ahorro en el gasto superfluo y que, en caso de aceptarse, evitaría, a juicio del PP, el recorte en los sueldos de los empleados públicos andaluces.
Las enmiendas del PP apuestan por bajar la carga tributaria de los andaluces, superior al resto de la comunidades autónomas, de manera que propone la supresión de la subida del IRPF; del incremento en el impuesto de Patrimonio por superar un 10 % el marco estatal básico; y el de actos jurídicos documentados, previsto del 1,2 % al 1,5 % en su segunda subida en ocho meses.
FUNCIONARIOS
La alternativa del PP aboga por devolver a los funcionarios los derechos retributivos perdidos con los recortes de Griñán, así como el recorte del diez por ciento de la jornada y sueldos de los trabajadores interinos previsto para los años 2012 y 2013--. Además, proponen fijar por ley una garantía de "retribución mínima" de 1.000 euros netos para funcionarios y que cualquier alteración en ayudas de acción social que reciban estos trabajadores sea revisada por los sindicatos, además de que las reducciones salariales se limiten a 2012, como ha establecido el Gobierno central.
Para los parados, el PP ha propuesto la gratuidad de las tasas para los que concurran a los procesos selectivos de personal de la Administración.
Los "recortes", a juicio de Rafael Ruiz, deben centrarse en los altos cargos, de ahí que su grupo plantee la reducción de "al menos un 50 por ciento" de su número, así como la "suspensión" de sus productividades y la "eliminación de las cesantías" de "exaltos cargos y asimilados", o de la subvención de las viviendas de los altos cargos.
HACIENDA PÚBLICA
Rafael Ruiz explicó que el PP ha pedido que se cree una Oficina de Control Presupuestario, a la que deban rendir cuentas todos los entes dependientes de la administración.
Como medida de ahorro, entre las enmiendas del PP se encuentra un "plan de contención y reducción del gasto operativo y corriente" que incluiría la "reducción de las asignaciones a partidos políticos y de las transferencias corrientes en materia de concertación a sindicatos y organizaciones empresariales", así como la reducción del gasto de atención protocolaria, la eliminación de, "como mínimo, el 70 por ciento" de la flota de coches oficiales; ajustar "al menos el 50 por ciento" el gasto en cooperación exterior, la reducción de las partidas dirigidas a sufragar gastos de intereses por demora y de las "encomiendas de gestión y los encargos de ejecución a entidades instrumentales".
El PP propone igualmente suprimir la oficina de la Junta en Madrid y ajustar la red de estas oficinas fuera de la región, a la vez que reducir en un 80 % la partida de "Gastos indeterminados", aumentar la reducción de publicidad institucional en un 70 % y ahorrar un 25 % en alquileres de sedes. También reducir un 40 % el "sobredimensionado sector" de los entes públicos, cuyos puestos directivos deberían quedarse en la mitad.
Otra propuesta del PP es reducir un 50 % el presupuesto de cooperación exterior para "dar prioridad a las familias andaluzas", suprimir los intereses de demora "pagando al día, y no como se ha hecho durante treinta años, y eliminar las encomiendas de gestión de la Administración a los entes instrumentales públicos para evitar el IVA de esa facturación
CRÍTICAS A LAS ENMIENDAS DE PSOE-A E IULV-CA
Por último, el portavoz de Función Pública del Grupo Popular en el Parlamento ha criticado las enmiendas presentadas a este plan por los dos grupos que sustentan el Gobierno andaluz --PSOE-A e IULV-CA--, que contemplan, según ha explicado, "la creación de un impuesto sobre el aprovechamiento cinegético en Andalucía, la eliminación del Plan de Calidad Educativa y del Plan de Cultura Emprendedora", así como la suspensión de dos obras anunciadas dos días antes de las elecciones andaluzas, la A-308 Iznalloz-Darro, que debería suponer 1.700 empleos directos y 3.000 indirectos, y la Autovía Almanzora-A-7, con otros 2.000 puestos de trabajo con ejecución pública-privada