.


 

VENEZUELA | MENSAJE DE ANTONIO LEDEZMA PARA LOS MILITANTES Y DIRIGENTES DEL PARTIDO SOCIAL CRISTIANO COPEI EN SU 75 ANIVERSARIO

Noticiero Demócrata Cristiano |

Conocí la significación del partido Copei, cuando comencé mis estudios de bachillerato en San Juan de Los morros. En ese entonces la JRC la lideraba Lorenzo Tovar, un copeyano integro, que defendía las banderas verdes y levantaba en sus manos la lanza que simbolizaba el compromiso de los socialcristianos de luchar por el progreso de Venezuela.

Estábamos en lados opuestos, pero estrechamente vinculados por la idea libertaria, la procura del bien común y de la justicia social.

Luego entable debates en el seno del poder legislativo guariqueño con el diputado Carlos Borges, quien en vida representó una brillante esperanza para los cuadros copeyanos. La democracia me permitió ascender al Congreso de Venezuela y es donde pude, también, conocer la dimensión de un lider con dotes de estadista como Oswaldo Alvarez Paz, a cuyo lado fue posible aportar mis inquietudes y sumar esfuerzos para dotar al país de la Ley Antidrogas que sancionamos en 1985. Posteriormente ejercí responsabilidades públicas como gobernador y alcalde de Caracas, en esos escenarios demostramos que era posible servirle a Venezuela en medio de diversidades, tal como lo hicimos defendiendo la descentralización con el respaldo institucional del Presidente Rafael Caldera, mientras mi esposa Mitzy hacia lo mismo apoyando las obras sociales de doña Alicia. Inolvidable el gesto venezolanista del diputado Yepez Boscan, peleando para que le asignaran el presupuesto a un alcalde adeco para que hiciera realidad la reconstrucción del Teatro Municipal de la ciudad. 

Igualmente están en la memoria de mi corazón los consejos y la amistad que siempre me prodigó el presidente Luis Herrera Campins.

En esta etapa en que el oscurantismo de la dictadura nos ha querido desaparecer de la faz venezolana, hemos resistido con hidalguía, sobreponiéndonos a los más cruentos embates. 

Y ese decoro y ese coraje lo hemos compartido con lideres socialcristianos, como Roberto Henriquez, perseguido como miles por un régimen que no podrá jamás ocultar, a los ojos y a la conciencia democrática de los venezolanos, al partido Copei, con una historia plena de aciertos entre los que destacan sus contribuciones en los tiempos difíciles en los que había que tener vitalidad principista y aguante de cuerpo para superar dictaduras que una vez vencidas, también Venezuela contó con la amplitud y grandeza de los lideres de un partido que hizo posible el pacto de Puntofijo para echar las bases del renacimiento de la democracia. 

Desde el exilio les hacemos llegar nuestras palabras de salutación y reconocimiento por los servicios prestados a la patria y nuestro firme deseo de que Copei recupere la plenitud de su legitimidad para reemprender esa titánica tarea de hacer brillar el sol de la libertad en Venezuela. 

Afectuosamente,

Antonio Ledezma
Desde el exilio,